sábado, 23 de agosto de 2014

El mio tercer gaiteru preferíu

A tol mundo-y gusta facer llistes. Ye un pasatiempu bobu, pero presta. Los diez meyores llibros que lleí, los cinco conciertos meyores nos que tuve... yá m'entendéis. Pasatiempu bobu, pero tamos n'agosto... Ye la serpiente de verano d'encalgaiteiru.

Estes llistuques nun valen pa nada, claro, pero tienen un ciertu valir identitariu: defínennos. Y va poco sorprendime pensando cuáles seríen pa mí los mios gaiteros tradicionales "fetiche". Nun tien munchu sentíu escoyer, yá lo sé; na variedá ta la gracia. Tan toos bien. Pero colo friqui que soi... ¿Un top ten de los mios gaiteros tradicionales favoritos? ¿Por qué non?

Uviéu dende La Bolgachina

martes, 12 de agosto de 2014

Llave pal Si bemol: tocando música de gaita con subtónica

Fai munchu tiempu que tenía gana de poner na gaita una llave que tapare la tronera de detrás, pa consiguir abemolar el Si grave y que fore más una subtónica que una sensible. En términos simples: pa que'l Si salga más grave.

Raúl "Barros" y Llorián con una gaita de José La Piedra
N'Asturies siempre hubo bastante diversidá organolóxica, gaitísticamente falando. Non tanta como en Galicia (mirái sinón el discu de Pablo Carpintero), pero abonda. Por exemplu: dellos constructores, como José La Piedra (nada que ver con Lucía) construíen punteros con un Si (falando en Do, claro) que tiraba claramente al bemol. Una subtónica en toda regla. Otros construíen con un Si que s'axusta bien al conceptu clásicu de "nota sensible". Les de Maquilo yeren distintes a les demás, y les de Galfarro yá pa qué falar... Había muncha diversidá ehí. Muncha riqueza.

Pa escuchar de qué toi falando, ehí vos va un exemplu de gaita con Si abemoláu, con subtónica: toca Gumersindo, gaiteru de Sotu'l Barcu. Grabación de primeros del sieglu XX.



Fai unos treinta o cuarenta años entamaben a trabayar una serie de mayestros gaiteros como Xuacu Amieva, Flavio Benito, Gustavo Eguren, José Ángel Hevia o mio pá, Pedro Pangua. La consigna yera dignificar la gaita y facela "un instrumentu como los demás". Un finxu perimportante pa ellos yera que la gaita pudiera tocar con instrumentos consideraos "cultos", fundamentalmente'l pianu. Y, cómo non, el gran sueñu de que la gaita tocara con orquestes sinfóniques. Yera necesario temperar la escala de la gaita, quitar les peculiaridaes de la so afinación. Eses peculiaridaes delles veces yeren, simplemente, defectos. Pero otres veces non...

Estos gaiteros buscaron la escelencia, y beneficiáronse del trabayu del meyor constructor de gaites de la hestoria d'Asturies: Alberto Fernández Velasco. Alberto temperó la gaita asturiana. Fuera'l Si abemoláu. Fuera la tercera neutra. Munchos punteros en Do natural, envede'l popularísimu Do "brillante". Dixitación nueva na octava alta, con postures separaes pal Si natural y pal Si bemol ("tocar por detrás"). Todo ensin perder el timbre de la gaita, un timbre asturianísimu.Y los gaiteros pudieron (pudimos) tocar acompañaos de pianos, acurdiones, orquestes sinfóniques y lo que fizo falta. Un ésitu, un finxu cimeru de la gaita asturiana.

Berto Varillas cola OSPA. Gaita cromática, escala temperada, afinación "clásica" envede tradicional
Agora tamos en 2014. La mio xeneración ye mui distinta a la de Xuacu, Flavio o Pedro Pangua. Yá crecimos "dignificaos", gracias a ellos, y podemos mirar p'atrás a ver si quedó daqué pel camín. Tamos un poco de vuelta d'orquestes sinfóniques y de dúos de piano y gaita. Refalfiaos. Paeznos que los cánones de la música clásica nun tienen ningún derechu a definir la nuestra música tradicional, y menos tovía a limitala o a "capala". Interésanos la diferencia entre escales temperaes y naturales. Y reconocemos que dientro de lo que yera la gaita tradicional pura, la gaita "enxebre" como dicen los gallegos, había dellos matices y variantes que ye necesario recuperar. Declárome integrista de la gaita tradicional. Más que nada porque nun hai otra, o nun debería.

Unu d'esos matices de los que vos falaba enriba ye'l Si abemoláu. Otru yera la tercera neutra. Estes dos notes rebaxaes respecto a la escala temperada nun son casuales, son casi hasta universales. Ye de llóxica. Si nun tubu de madera faes unos furacos pa tocar por él, lo más natural ye facer tolos furacos iguales. Y lo que consigues entós ye una subtónica y una tercera neutra.

Si tais d'escuchar música de gaita escocesa, sabréis que da una subtónica tanto per baxo como perriba. Podíen habela modificao pa tener una sensible, pero siguieron un camín opuestu al asturianu, el camín d'afondar nes peculiaridaes de la so gaita.

El casu ye que enteréme de que'l mio amigu Santiago González Arenas, luthier de Xixón, tenía fecho una llave de Si bemol... y llamélu, claro. Santiago ye un mui bon constructor d'instrumentos. Fai gaites, flautes traveseres, flautes dulces, inventos varios (todos perinteresantes)... y hasta albokes!

Santiago nel so taller de Castiello Bernueces con una alboka

Y con una flauta. Too fecho por él. 
Encima ye mui bon paisano y tien una virtú que yo envídio-y muncho. Intento deprender esa virtú, y ye que ye un ´señor que siempre que fales con él acabes sintiéndote meyor y más feliz. Ye vital, simpáticu y positivu. Hai xente que tar con ellos quítate vida. Tar con Santi dátela.

La llave ye un mecanismu cenciellu, pero eficaz. Va con una brida y acciónase col deu meñique izquierdu. Fui a por ella a Xixón va unos díes, volví pa la Puela, y hoi estrenéla en condiciones. Equí va l'entremediu de José La Piedra, toquélu pela tarde por tocar daqué del repertoriu d'esi constructor que facía gaites "subtóniques". Veis que nun controlo bien tovía la llave.


Pero el día yá entamara bien. Yá pola mañanina tuviera en Muñalén tomando'l café colos mios amigos Lidia, Cova, Pepín y L.luciano. Llevé la gaita, cola llave de Santiago. Y Pepín, flauteru de Tuenda y de la Bandina'l Tombo, como musicazu y como bon conocedor de la música'l país que ye, sacó petróleo d'ella. Hai que tragalu...  Equí vos lu dexo, tocando la gallegada de Gumersindo,  el gaiteru antiguu mencionáu más arriba.

viernes, 1 de agosto de 2014

Los concursos de gaita (y II)

Vien d'equí. Sigo dando la mio opinión. Diba diciéndovos que los concursos de gaita son nocivos pa la nuestra música tradicional, porque los asturianos somos seres gregarios y cobardonos, y entós los concursos envede dinamizar la escena lo que faen ye fosilizala. Nos concursos hai que facer lo de siempre, lo que fai tol mundu, y el que se mueva nun sal na foto. Pero taba dándovos dellos argumentos individualizaos. Volvamos a ello.